Locales | Política

Viernes, 04 Diciembre 2020 18:37

Y UN DIA ELDORADO CERRO LA BRECHA!!!

La paradoja de la justicia misionerista

Vaya si ha pasado tiempo desde que este concepto de “la brecha” se instaló en nuestra sociedad, y vaya si hemos perdido oportunidades para poder cerrarla. No podemos escapar a la responsabilidad que nos cabe a cada uno de nosotros, en esto de intentar cerrarla y sin embargo, miramos para otro lado.

Hoy, por esas cosas que tiene el destino, se nos presentó una iluminada capaz de eliminar la brecha en los eldoradences, ´´Corina Jones´´ es la indicada para hacerlo. Quizá Ud. como yo no, tenga el gusto de conocerla personalmente pero, estoy convencido que le debemos un agradecimiento. Corina Jones fue la única persona que pudo haber zanjado mis diferencias con el Polo Obrero por ejemplo, fue la única capaz de hacer que todos los medios de comunicación local salgamos juntos sin proponernos en una misma nota y con un mismo fin, fue la única que nos afirmó el concepto que, no todo lo que imparte el poder judicial es sinónimo de justicia.

La juez de familia se encargó de darnos una lección sin anestesias de lo que representa el ­´´poder´´ judicial, se cago en todo, en absolutamente todo, y además, trato de  salir a los medios a excusar ese mamarracho jurídico que intentó vender a la sociedad.

Su primera medida en el caso Anotonella fue, mas allá de la entrega de la menor en condiciones que ni un chico de jardín de infantes puede comprender, poner un bozal legal, a los abogados de las familias, a la propia familia y a la hermana de Antonella quien también luchaba por su adopción. Es como obligar a callar a los que no piensen como yo para que de esa manera creamos que nadie se opone a mi decisión.

La escuche en distintas notas que dio (­en aquellas en las que cambio su repertorio del ¨de eso no puedo hablar¨) que su interés primordial tenía que ver con la integridad de la menor. Si la juez cree por un segundo que su actitud protege a la menor, paso a enumerarle ciertas cosas en las que no estoy en nada de acuerdo en eso.

Desde la reforma constitucional del año 1994 se incorpora a nuestra carta magna nacional los tratados internacionales como parte integral de la constitución,  tal es el caso de la  convención internacional de los derechos del niño art 75 inc 22, de donde se desprende que el el juez debe fallar a favor del mayor interés del niño. El fin supremo, tiene que ser la protección integral del menor. Protección de la cual se olvidó la juez cuando ordeno el sacarla de las manos de sus padres para entregársela a un par de desconocidos.

Bienestar de la cual no se acordó tampoco la juez cuando tuvo que analizar los informes de los peritos que le advirtieron la inconveniencia de separar a la menor de su gran grupo familiar en la cual interactuaba su familia adoptiva con su familia biológica

Escuche decir a un profesional que ha marcado rumbos y ha hecho historia en materia de psicología, como lo es el Lic. Gerardo Vetter, que en estos momentos esa niña se siente secuestrada, esa es la sensación de Antonella en estos momentos, esta secuestrada por dos personas que mas allá de las buenas intenciones que tengan o no, la tienen apartada de sus seres queridos y obligada a permanecer en un lugar que no quiere.

A lo mejor ustedes no lo saben pero esta idónea juez, había iniciado revinculación, no con los futuros adoptantes, si no con la tía de la nena. Es decir, vió mas veces a su tía que a sus futuros padres.

El juzgado de familia de Eldorado es tristemente célebre, desde las incompetentes actuaciones de la doctora Potschca, pasando por mucho tiempo de subrogancia que todos creíamos que era lo peor hasta llegar a tener una juez tan incapaz como la que tenemos.

Imagínense que, consiguen un trabajo en el ámbito privado y al mes piden una licencia por que el trabajo ha superado su capacidad resolutiva. Cual creen ustedes que sería la respuesta del encargado, jefe o propietario!!!! Se las digo yo, te da un voleo en medio del tujes, pues bien, nuestra exitosa juez, hoy, a un mes de haber asumido, va a pedir licencia por que la situación la ha superado. 

Si la situación la ha superado, pues que se dedique a otra cosa, presente la renuncia y deje de cagarle la vida a los niños que dependen de su decisión. Digo…. Me parece que es lo correcto.

Cuando uno entiende que su capacidad neuronal es menor a la de estas Dalmacio Velez Sarfield locales, cuando uno asume que no puede estar a la altura de Freud, cuando un entiende que siempre habrá situaciones para las que uno no está capacitado intelectualmente, debe asumir que hay personas a las que debe recurrir para consultar sobre tal o cual situación. Esto parece no hacer mella en nuestra erudita del derecho que entiende que leyendo Introducción al Derecho de Hans Kelsen, se esta preparado para resolver cualquier ecuación de la vida cotidiana. Es por eso que interpreta que darle tránsito a una menor, implica esperar cuatro años de su vida y de un día para el otro, como la fría letra (adaptada a su criterio) lo indica, borrar toda una vida de recuerdos, alegrías, tristezas y tiempos compartidos para adecuarnos a lo que estipulo el derecho de cabotaje.

Podría seguir con esto hasta el infinito, y no modificaría nada, porque la intención de esto es demostrar la ineptitud de una juez, la falacia del sistema judicial misionero y lo pobre en derecho que estamos los misioneros. Doctora Jones, si algún dejo de dignidad le queda, renuncie, y si no, la patria es decir, los eldoradences, se lo demanden.

P/D En estos momentos la nena vuelve a Eldorado para quedar con su hermana biológica, la mayoría festeja, yo también, la pregunta es, quien le saca los traumas que le creo esta eminencia del derecho que esta como juez de familia en nuestra ciudad?

Perdón por los errores conceptuales, la violencia jurídica en oportunidades nubla mi pobre intelecto-

Cartas documento al 22.183.965, como digo siempre, los reclamos a las personas, no a los medios